El día de apertura de temporada en Todos Santos

Condiciones simpáticas y algunos momentos medianos en la ola grande por excelencia de Baja California. Relato y fotos de Jesús Salazar


Fotos y texto de Jesús Salazar - En portada, Emiliano Cabello (de tabla negra), compartiendo la de la serie. 

Yo trabajo con varios de los surfers de aquí de Baja California. Resulta que Surfline pronosticó un invierno muy lento de olas aquí en el hemisferio norte, y justo cuando salió esa publicación, se dejó venir un swell, mediano, máximo de 18 pies de cara.

Y para ello pleaneamos con Emiliano Cabello que es un rider de Quiksilver México y nos fuimos para allá el pasado sábado 26 de septiembre.

Resulta que en efecto lo pronosticado se dio, porque vienen siendo pocos swelles pero de buena calidad porque con el fenómeno de La Niña, se supone que los oleajes no vienen los oleajes con vientos fuertes.

Sucedió, todo el día tuvimos olas con muy buenas condiciones. Claro que no fue el típico día de Todos Santos gigante, sino que fue el comienzo de olas de tamaño mediano. Lo más grande de 15 a 18 pies las caras en las series más grandes.

La clásica puesta del wetsuit en el bote que te lleva a la isla de Todos Santos. Emiliano Cabello apurándose para agarrar las buenas condiciones. Todas las fotos de Jesús Salazar
Mike Barnett viajó de Estados Unidos a México para hacer exactamente lo que está haciendo en la foto.
"Excelente inicio de temporada, no puedo esperar para lo que se viene este invierno, listo para expandirme y crecer en el ámbito de las olas grandes, salirme de lo normal y viajar un poco a nuevas olas", escribió sobre este día el joven de Ensenada, Emiliano Cabello.
"Claro que no fue el típico día de Todos Santos gigante, sino que fue el comienzo de olas de tamaño mediano", dice el fotógrafo. En la foto, Marty Magnussen llevándose una mediana.
Las condiciones dignas de La Niña para el Pacífico Norte, con vientos suaves de tierra durante toda la jornada.
Emiliano Cabello sintiéndose confortable en una de las chicas de la jornada.
El cansancio alegre del final de la sesión.