Medina bicampeón del mundo

Se metió en la gran final y garantizó el título 2018. No importa como se ubique Julian Wilson, la copa se fue a Brasil


El brasileño Gabriel Medina acaba de consagrarse campeón mundial de surf de la World Surf League en Hawái, luego de garantizar su pase a la gran final del Pipe Masters, lo que quita las chances del otro contendiente que quedaba con vida, Julian Wilson.

Medina estuvo entre la espada y la pared en su serie de semis con Jordy Smith pero usó su talento surfero y competitivo para hacer que Smith vaya en una ola que no era buena, tome prioridad y surfe un 9,10 que lo puso en primer lugar de la serie.

El resultado hace que sea el único brasileño de la historia en ganar dos títulos mundiales, es el tercer título mundial de la WSL que va para Brasil.

“Esto significa mucho para mí, trabajé mucho este año, fue intenso, estoy muy feliz ahora, el esfuerzo encontró recompensa. No puedo encontrar palabras”, dijo el brasileño.

“Agradezco a mi familia, ellos me hacen dar lo mejor de mí y al final de cuentas ellos son lo que importa. Y este es el plan de Dios, yo estoy muy feliz de ganar nuevamente”, agregó.

Y sentenció: “El tour está con muy alto nivel y los mejores del mundo fueron quienes me empujaron a surfear mejor todo el tiempo. Fue un año largo, muy tenso”.

Smith presionó a Medina desde el comienzo, pasados cinco minutos  se había metido dos tubos en Backdoor, uno de ellos fue un tubazo que le pagaron 8,5. A mitad de la serie el brasileño le vendió una ola a Smith que tenía prioridad y la de atrás fue la que definió el título: El brasileño recibió 9,1 por un tubazo en una buena derecha.

El score final de esa semifinal fue 16,27 a 15,83.

Entre otras cosas, este resultado le dio el título de la Triple Corona hawaiana a Jessé Mendes.

Medina cerró un año perfecto y sumó su segundo título del mundo gracias a su impecable performance en Pipe y en el resto del mundo. Todas las fotos: WSL/Cestari/Sloane
Kelly Slater se reencontró con su vieja forma y surfeó Pipe como en los viejos tiempos.
De los tres que estaban en contienda, Filipe Toledo fue el primero en caer.
Julian Wilson surfeó muy bien pero Medina hizo el trabajo mejor a lo largo del año. Este australiano merece un título pero tuvo la mala suerte de ser contemporáneo a Medina.