Mark Healey y su tabla partida: “Es difícil no pensar que fue rota intencionalmente”

El hawaiano se unió al grupo de víctimas del maltrato de de las aerolíneas e hizo algunas reflexiones muy interesantes

Un nuevo capítulo de la maravillosa relación entre las aerolíneas y las tablas de surf fue escrito dos días atrás con lo sucedido entre Mark Healey y Lion Air luego de que el hawaiano regrese de meterse unos bombazos en Nias.

El hawaiano viajó de regreso de Nias a Bali y se encontró con la punta de su Pyzel 8 pies partida. Escribió en redes: “Bien, esto sería como pedir demasiado, ¿no?”, dice irónicamente por los tubazos que se metió. “Una tabla como esta, con dos capas de tela de vidrio de seis onzas y un alma bien grueso no se quiebra fácilmente. Es difícil no pensar que fue rota intencionalmente por @lionairgroup. Esta tabla sobrevivió el más grande swell de la historia en Indo, ¿pero no puede sobrevivir a los que trasladan el equipaje @lionairlines?”

Desde las redes de la aerolínea local de Indonesia, Lion Air, no hubo respuesta y Healey no se refirió más al caso.

La semana pasada el japonés Kanoa Igarashi fue víctima de uno de los maltratos más graves de tablas de surf de la historia cuando abrió su sobre y encontró sus 5 tablas rotas en más de 10 pedazos.