Todo lo que se puede esperar del ISA World Surfing Games más grande de la historia que tendrá lugar en El Salvador

Cinco puntos claves sobre el mundial de mundiales que llegará a Centroamérica en 2021


Presenta Surf City El Salvador 

Con competencias internacionales de surfing y de otros deporte ya teniendo lugar en distintas partes del mundo, con varias vacunas contra el Covid siendo distribuidas, con El Salvador teniendo las fronteras abiertas y un sistema turístico bioseguro entrenado, y, con actitud optimista, pensar en que el campeonato de surfing más grande de la historia va a tener lugar en El Salvador entre el 29 de mayo y el 6 de junio es cada vez menos un sueño y más una realidad.

En los siguientes párrafos se detallan algunos motivos que hacen que sea el mundial más grande de la historia y lo que se puede esperar de este:

Si quiere mantener la chance viva de ir a los juegos olímpicos, Slater tiene que estar en El Salvador. Foto: ISA/Jimenez

Es muy, muy probable que esté Slater

De acuerdo al reglamento creado por la ISA y aprobado por el COI, si Slater quiere tener la esperanza de ir a Tokio 2021 en el caso que se lesione o John John o Kolohe (los dos estadounidenses hombres clasificados a los juegos), tiene que estar en El Salvador. Si no lo hace deja de ser elegible y pasa a ser el cuarto estadounidense en el CT 2019 quien tiene la derecha para ir (Seth Moniz).

Con las declaraciones que ha hecho el mejor de la historia pro surfing en los juegos olímpicos y con lo que le gusta ganar, considerando que en algún momento se va a retirar, es muy, muy esperable que Slater esté en El Salvador.

Si en 2019 hubo 55, en el último evento que clasifica a Tokio, es muy, muy probable que se llegue a 60 o 70 naciones presentes en el torneo. Foto: ISA

¿60 naciones presentes o tal vez 70?

La posibilidad de clasificar a los juegos olímpicos llevó a que la edición del año pasado de los World Surfing Games en Japón quiebre record de naciones participantes, con 55 banderas desfilando en Miyazaki.

En esa edición, por ejemplo, para las Américas no tenía peso a clasificación y además quedaba una chance más.

Ahora, la última chance será en El Salvador y a esta pueden acceder todos los países, es decir, no es regional. Además, los integrantes del CT ya clasificados están obligados a ir para no perder elegibilidad.

Entonces, es fácil pensar que este será uno de los más campeonatos de surfing más cosmopolitas de la historia, si no es el más.

Considerndo además lo geográficamente céntrico que es El Salvador, parece fácil pensar que fácilmente se cruzará la línea de los 60.

Esos carvings de John John aplicados en un día bueno en El Sunzal... Un espectaculo. Foto: WSL

No hay que olvidarse de John John, Julian, Steph y Medina (por nombrar algunos)

Dejando de lado a la institución que es Slater, que por sí solo moviliza al mundo en un evento (como sucedió en 2019 en Miyazaki), no hay que olvidarse que los mejores del mundo en este momento, los que ganan los títulos mundiales ahora están obligados a estar en El Salvador si desean respetar el lugar que ya se ganaron el Tokio: Italo Ferreira, Gabriel Medina, Jordy Smith, John John Florence, Kanoa Igarashi, Carissa Moore, Steph Gilmore, Sally Fitzgibbons, entre otros, van a estar en La Bocana y EL Sunzal.

“La primavera (en el hemisferio norte) es la temporada de gloria en El Salvador. Porque marca el final de la temporada seca, todavía no es muy lluvioso pero es un poco más fresco con la llegada de los primeros swelles de de sur del año se ven todas las puntas creando cilindros”, dicen los meteorólogos especialistas de Surfline. Foto: Zanocchi

Las olas en en mayo y junio en El Salvador están épicas

El principal equipo de meteorólogos de surfing del mundo, Surfline, que guarda registros históricos de las olas en El Salvador durante las últimas décadas. Señala en uno de sus artículso sobre el país que:

“La primavera (en el hemisferio norte) es la temporada de gloria en El Salvador. Porque marca el final de la temporada seca, todavía no es muy lluvioso pero es un poco más fresco con la llegada de los primeros swelles de de sur del año se ven todas las puntas creando cilindros”.

Esperar que La Bocana y El Sunzal esté bombeando no es un tema de fe sino de ciencia. Va a haber olas increíbles.

Lele Usuna fue dos veces campeón de este torneo. Seguro la edición que tiene más ganas de ganar o al menos de ubicarse entre el top 5 elegible será la de El Salvador. Foto: Lima 2019

La lucha de las naciones emergentes por llegar a Tokio será increíble

Las potencias surfers ya tienen su inexcusable lugar en los juegos olímpicos; Australia, Brasil, y Estados Unidos completaron el cupo y no hay quien se los quite. Luego, Francia, Sudáfrica, Costa Rica y Japón consiguieron por lo menos un lugar por medio del escalón con más hegemonía de clasificación: El CT de la WSL.

Luego, por Lima 2019 y por el mundial ISA del año pasado en Japón, hay clasificados que pueden ser derrocados por miembros de su mismo país en este mundial.

Y, luego, hay 12 lugares liberados, siete damas y cinco hombres que, podrán hacerse con su lugar sin importar la región en este mundial pero al mismo tiempo enfrentando a los mejores del planeta.

Argentina, Chile, Perú, El Salvador, España, Portugal, Inglaterra, por mencionar algunos países que tienen mucho talento, van a estar dejando la vida en este campeonato.

Es importante tener en cuenta que no son los cinco primeros los que clasifican, son los cinco primeros elegibles. Es decir que si Brasil, Australia y Estados Unidos ocupan los primeros seis lugares, iría hasta el 11 si los cinco siguientes son todos elegibles. Esto abre muchas puertas a que se vea mucha nación emergente metiéndose en Tokio 2020.