El tubo del mes: Diego Medina hoy en Punta de Lobos

Tenía solo una hora para surfear y a los 30 minutos de ingresar al agua surfeó esta gema. “Creo que la motivación de haberme metido temprano con mucha energía valió la pena y fui premiado por eso”, contó el chileno a DUKE

Presenta Capi Bar - Relato del protagonista: Diego Medina - Video de Alejandro Fuenzalida

Hoy día fui a surfear a las 730 de la mañana porque hay permiso hasta las 8:30. Estamos en cuarentena, en fase 1. Me metí temprano y había hartas olas pero no estaban muy buenas las condiciones, con un poco de viento norte así que estaba medio movido el mar.

Me metí igual, para hacer deporte y entrenar. Entré, había unas cinco personas en el agua y estaba bien movido. Salían sus series como de tres metros y medio, esperé, esperé, como media hora.

Y a las ocho de la mañana, más o menos, entró esta ola que venía con muy buena pared, super proyectada, se la veía que venía con super buena forma, un poquito arrugada.

La remé con todo, con mi 7’6, y pude hacer un buen drop y establecer una buena línea y cuando llegué abajo me tiró un paredón super largo, entré a un tubo bien largo, con harta dificultad porque el mar estaba medio movido, entonces iba tirando como unos escalones. Me puse bien firme y empecé a apurar adentro del tubo, pasé dos o tres secciones y cuando iba a salir vi que se me iba a cerrar. Así que me tiré para afuera nomás, me puse firme y pude salir.

Agarré esa ola nomás y me salí, feliz por ese tubazo. Creo que la motivación de haberme metido temprano con mucha energía valió la pena y fui premiado por eso.