Martín Passeri logró su histórico sexto título argentino

La derrota de Marelo Rodríguez en semis en La Paloma le entregó una nueva copa de campeón al legendario

Passeri logró su sexto título argentino a los 43 años. Foto de archivo de ALAS

Cobertura especial presentada por Quiksilver Argentina

Con 43 años el argentino Martín Passeri logró un histórico sexto título argentino luego de que hoy, en el Quiksilver Open La Paloma, se ubicara quinto y sus rivales más cercanos perdieran.

El que llegó más cerca fue Marcelo Rodríguez, que necesitaba llegar a la gran final pero no lo logró pues se encontró con un inspirado Lucas Santamaría. Si pasaba, lograba su segundo título.

Cuando se dio la luz verde para el campeonato de La Paloma, Passeri se alistaba para participar en Chile, en una etapa del tour mundial.

Se volvió de urgencia y bastante lesionado víctima de un wipeout en la rompiente de La Punta. Se alistó para competir golpeado e hizo su trabajo pues mejoró su línea de puntajes ubicándose quinto.

Dejó una puerta abierta que Rodríguez estuvo muy cerca de aprovechar.

“Es indescriptible. No era un objetivo y a la misma vez lo era. Llega un punto en el que la tarea de coach se hace más presente que la del atleta, pero nunca de entrenar ni de soñar con ganar una fecha más, un título más. Y acá estamos, 22 años después de mi primer título, sexta vez campeón argentino con el gran nivel que tiene el surfing de este país, es una alegría grande y que me hace un mimo… Yo sé que acá ni empieza ni termina todo pero realmente me siento muy contento de poder compartirlo con la gente que quiero y seguir haciendo más por el surf”, dijo Passeri luego de celebrar el título.

“Cuando me preguntan hasta qué edad voy a competir, siempre digo ‘¡por un par de años más!’. Y me lo decís ahora y ves a Kelly con 47 y yo digo que un par de años más”, agregó

Lucas Santamaría no lo permitió, en la última ola de su intercambio con Rodríguez, sumó cinco puntos que sepultaron al de la Patagonia y alzaron campeón a Passeri que hace historia, convirtiéndose en el campeón argentino más veterano de la historia.