Se encontró “ameba come cerebros” en las aguas del BSR Cable Park

Las pruebas conducidas por el CDC encontraron Naegleria fowleri en “gran volumen” en la piscina. El parque permanece cerrado, encargados dicen que instalarán filtros de última generación


El estudio realizado por el Centro de Prevención y Control de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) en el parque BSR donde se encuentra la novedosa piscina de olas de Waco, Texas, encontró rastros de la “ameba come cerebros” Naegleria fowleri, señalan los informes publicados por la institución.

Informan además que se encontró "en gran volumen" en sedimentos y en agua del reservorio y en el parque de wakeboard, pero no en la piscina de olas.

Se presume que fue aquí donde Fabrizio Stabile contrajo la ameba que causó su muerte por meningoencefalitis amebiana dos semanas más tarde de visitar el parque.

Los informes detallan: “La alta presencia de organismos indicadores fecales, alta turbidez, niveles bajo de cloro y otras amebas que se generan junto a Naegleria fowleri indican condiciones favorables para que crezca la mencionada ameba”.

En el Facebook del parque escribieron una noticia que contrasta totalmente, o es matizada respecto al informe oficial, diciendo que los resultados dieron bien para las distintas instalaciones (el parque de surf, el lago para flotar y el tobogán de agua) obviando lo establecido previamente.

Esto llevó a muchos sitios webs especializados a informar que el agua en la piscina de Waco estaba libre de la ameba.

Anunciaron de todos modos que contrataron a una empresa para instalar un sistema de filtrado de última generación, enviaron su pésame a la familia y compartieron la historia de que sus familias se bañan en el parque lo que los obligan a tener un cuidado máximo en el tratamiento de las aguas.

El parque permanecerá cerrado hasta febrero, cuando se finalice la instalación, dicen.

De todos modos, el comunicado de las autoridades médicas señalan que el parque no podrá reabrir hasta que las autoridades se lo permitan.

La bacteria Naegleria fowleri se puede encontrar en aguas dulces cálidas, como lagos, ríos y aguas termales y es tan rara como mortal ya que de acuerdo a los registros médicos estadounidenses, 150 personas murieron en América del Norte a causa de la misma en los últimos 50 años, y solo cuatro lograron sobrevivir.

Unos días después de la noticia, en la piscina de olas se realizó el Stab High, torneo de aéreos que tuvo a los mejores voladores del mundo compitiendo ahí y un día más tarde DUKE publicó un diario de los jóvenes panameños Kai y Teo Gale y Agustín Cedeño entrenando ahí mismo.

Por ahora, habiéndose pasado largamente el periodo ventana de dos semanas para presentar síntomas, no hay reportes de enfermos entre los surfistas mencionados.