Slater duda de intenciones de quienes pidieron que se cancele el Margies Pro

Dijo que no tienen buen record de resultados en el lugar por lo que se puede “reflexionar” sobre lo que hicierono


De refilón en una entrevista con ABC Australia, Kelly Slater hizo una acusación grave, sin citar nombres pero evidentemente refiriéndose a Gabriel Medina e Italo Ferreira, dudando de si su intención real al decir que no querían competir con tiburones en el Margaret River Pro era el miedo o una simple estrategia para sortearse la etapa sin un mal resultado.

Esto fue lo que dijo el mejor de la historia: “Existen teorías que indican que quien no quería surfear buscaba un impacto en las posiciones. Las voces que más se levantaron contra la realización de la prueba no tienen un histórico de resultados brillantes por lo que podemos reflexionar sobre si la verdadera causa fue el miedo a surfear”.



Slater y Medina, una historia de amor y algunas veces no tanto amor. En la foto, en diciembre pasado en Hawái luego de lo que Slater dijo que había sido una interferencia que el brazuca le había hecho a él. Todas las fotos: WSL

Ni Medina ni Ferreira se dieron por aludidos y no contestaron nada sobre lo dicho. El primero en toda su carrera no ha logrado pasar de un quinto puesto en Margies y el segundo logró un tercero en su única participación completa en la prueba.

Por otra parte, Slater se refirió a la decisión de la WSL de cancelar el torneo, dijo que la apoyaba pero subrayó: “Si yo hubiera estado ahí, habría surfeado”.

Y aportó más información:Un mes atrás había 100 ballenas encalladas a 20 minutos de Margaret River lo que da seguridad de que habrá más tiburones en la región en los próximos meses. Por esto, tal vez los incidentes del otro día puede haber sido apenas precursores de un probelma mayor que puedan enfrentar en el futuro próximo. Espero que no, pero vamos a ver”, declaró el 11 veces campeón.

El lunes pasado la WSL puso en espera el Margaret River Pro por un ataque de tiburón que tuvo lugar en Gracetown, a cinco kilómetros del sitio del torneo. Después de una hora y media lo reanudó y más tarde se supo de un segundo ataque.

Luego se avisó que por olas, el día siguiente no se haría el evento y pasada la jornada se informó la cancelación del mismo por abundancia de tiburones en la zona.

La presunta interferencia.